Amadeo Gonzales

amadeo-gonzales-1

La alegría de lo espontáneo

Amadeo Gonzales, ilustrador autodidacta, historietista y músico, nos explica por qué su vida es una constante prolongación de la infancia. //// Fotografías por Handrez García

Amadeo Gonzáles estudió electrónica pero confiesa que no sabe cambiar ni un foco. Desde niño lo único que quería hacer era dibujar, y aunque al salir del colegio tuvo que hacer cosas que no tenían nada que ver con el arte, tarde o temprano todos los caminos que emprendía lo terminaron llevando hacia el mundo de los dibujos, personajes y colores. Porque él nunca supo vivir alejado de su mundo imaginario, su ritmo de vida es una constante prolongación de la infancia.

«Lo que hago me divierte como si fuera un niño, me da la satisfacción de hacer lo que me gusta y plasmar lo que se me ocurra, sin pensar mucho. No hay preocupación ni estrés, todo es de manera espontánea y si hay un error, ese error forma parte del dibujo y lo convierto en un personaje. Cuando dibujo me produce cierta adrenalina no saber qué es lo que va salir».

Horrible pero divertido

Cuando Amadeo sonríe, sus ojos se cierran de tal forma que parecen ranuras de alcancía. Se trata de una sonrisa contagiosa, un sello característico de su personalidad amable y jovial. «Cuando sonrío, mis ojos desaparecen». Me dice como quien se burla de sí mismo. Y es que esa conciencia de lo estético y sus ganas de reírse son su principal motivación.  Desde sus primeros dibujos, las deformaciones físicas han tenido un protagonismo importante en sus retratos. Amadeo disfruta con las aberraciones, las mostruosidades y las desproporciones. En sus ilustraciones, tanto a mano alzada como vectoriales, predominan los rostros de personajes tan estrafalarios como extraterrestres, animales, demonios, cosas y humanos deformes. Pero no existe ningún dramatismo en sus dibujos, se trata mas bien de una mirada tierna. Sus trazos premeditadamente simples, torpes e ingenuos se combinan armoniosamente con colores intensos y llamativos, generando la sensación de un mundo donde todos –ya sean raros, feos o anormales- son bienvenidos y queridos por igual.

«Suelo salir a la calle y percatarme de los detalles en los rostros de las personas,  que yo luego exagero y deformo por diversión; por ejemplo la calva, el bigote, la barba o los peinados… Me gusta burlarme de la belleza exterior. Imagino que son feos por fuera pero bellos por dentro»

A él no le gusta explicar ni pensar mucho lo que hace, simplemente lo hace. Y esa trayectoria lúdica lo ha convertido en un artista multifacético. A Amadeo lo podemos conocer como ilustrador, diseñador gráfico, historietista o músico. Ha creado junto con su hermano Renso Gonzales una de las revistas de historietas más importantes publicadas en nuestro país: Carboncito. Su talento lo ha llevado a participar en distintas muestras, individuales y colectivas en países como México, Argentina y Colombia.

amadeo-gonzales-5

amadeo-gonzales-3

Los únicos

Ahora Amadeo Gonzales ha hecho realidad el sueño de vivir –literalmente- rodeado de lo que le gusta. Hace tres años vive en la galería-taller Los únicos, un espacio cultural que comparte con su novia y cómplice Marité Canepa, quien también es ilustradora gráfica. Juntos han creado este espacio ubicado en Miraflores, donde se exponen los trabajos de artistas independientes y que funciona también como aula de clases donde se enseña a contar historias a través del dibujo y la pintura de la manera más libre posible. Amadeo está en contra de la idea de que todo tiene que salir perfecto o de que si no sabes dibujar no puedes llegar a ser dibujante. Ellos enseñan a través del error. No ponen trabas en lo que creen debe ser un aprendizaje que se desenvuelve a medida que uno explora en su creatividad. De hecho, el estilo de Amadeo es el resultado de esa búsqueda, sus dibujos encierran la alegría de lo espontáneo.

«Yo no estudie arte, ni dibujo, ni diseño, solo estudie cursos cortos de algunos programas por computadora. Siempre he sido un autodidacta. De niño siempre me gustó dibujar y no he dejado de hacerlo hasta el día de hoy. Primero empecé utilizando blanco y negro, dibujos lineales, minimalistas, luego he utilizado la serigrafía, acuarela, acrílico. Todo sigue siendo un proceso de aprendizaje y curiosamente ha sido un viaje para regresar a lo más inicial, que es el color con plumones, porque ahora estoy utilizando plumones y es con lo que les enseño a dibujar a mis alumnos. Quiero que ellos se den cuenta que pueden inventar sus historias con lo que tienen a la mano».

amadeo-gonzales-2

Para conocer más del trabajo de Amadeo Gonzales, pueden visitar su página web aquí

amadeo-gonzales-6
amadeo-gonzales-11
amadeo-gonzales-10
amadeo-gonzales-9
amadeo-gonzales-8amadeo-gonzales-7

Comentarios